Hoy quiero hacerme eco de unas palabras que encontré la semana pasada por la red y que me llamaron poderosamente la atención.

Resulta que un tal Bob O'Donnell dijo lo siguiente en una feria sobre notebooks:

"Android doesn't stand a chance. The fact is, people are using mini notebooks for the exact same thing they're using their notebooks for. They still want their software and applications to work."

 

Que viene a querer decir básicamente que Android no es una alternativa en el mercado de los netbooks.


Estoy de acuerdo en que básicamente la gente no quiere hacer grandes cosas con un netbook, más vale, porque si no se equivocarían en su compra. Pero afirmar que Android no tiene posibilidades es un poco arriesgado. Desde luego no va a desbancar al odioso Windows a medio plazo pero sí que puede llegar a tocarle bastante las narices, más que nada por estas razones:

  • Hay expectación desde hace tiempo en ver Android corriendo en portátiles. Muchos vídeos en Youtube lo demuestran.
  • Los netbooks están montando windows xp porque cualquier sistema mas actual de MS dejaría sus prestaciones en niveles ridículos. Esto debería obligar a MS a sacar una versión para netboks de algún Windows o esperar a que ganen prestaciones de hardware para poder montar un Windows 7. Por ejemplo cuando los tengamos por el mismo precio (300-350€) con 2gb de RAM y procesadores Atom 330 (de doble núcleo)
  • No hay que olvidar quien está detrás de Android. Si la ahora algo conocida Canonical ha conseguido ganar dinero con Ubuntu Linux, ¿qué conseguirá Google?


Sin embargo si que es cierto que hay ciertos indicios negativos.

  • Parece que el empuje de los netbooks con Linux ha decaído bastante. Hay bastantes tiendas que ya no los venden con este sistema y ofrecen sólo los que llevan XP.
  • La gente normal está acostumbrada a Windows y tiene miedo a cualquier otra cosa.
  • Muchos de nosotros pusimos Linux a algún conocido, no muy avanzado como usuario, y lo mínimo que han dicho es que no les gusta (me duele reconocerlo)

Es una situación un poco extraña, la gente no se adapta a algo que cambia mínimamente respecto a lo que están acostumbrados, incluso cuando se quejan de su día a día. Tal vez no lo intentan mucho tampoco, tal vez no se acostumbran a no tener cientos de miles de archivos .exe que descargar en la red sin control y a los sistemas de paquetes, compatibilidades y alguna que otra cosa más.

También he encontrado gente que le toma manía por que se lo intentan meter con calzador en su trabajo y eso le rompe su rutina, de repente se tienen que adaptarse a Molinux, Lliurex o similares.

Sin embargo creo que tendremos tarde o temprano una distribución Linux con una cuota de mercado más que aceptable y puede que se llame Android. Hoy por hoy existe un antecedente que no quiero dejar pasar por alto: las últimas versiones de Mac OS están basadas en Unix.

Por último quiero dejar una frase que llevo en la cabeza bastante tiempo y que alguno me ha escuchado:

El Linux que triunfe no tendrá la palabra Linux en su nombre.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Follow me